Las reformas de cocinas y baños en Martorell te permiten personalizar estos espacios. Si vives en una casa de pequeñas dimensiones, aprovechar el espacio es esencial, en especial en el cuarto de baño. Esta es una de las estancias más utilizadas y hay que saber cómo aprovecharla cuando no es muy grande.

Para empezar, hay que ver el cuarto de baño como el espacio tridimensional que es y utilizar cada centímetro disponible, aunque sin caer en el exceso. El hueco encima de la lavadora, detrás de la puerta o en una pared vacía, todos ellos son espacios en donde colocar ganchos y estanterías. Conseguirás más capacidad de almacenaje y el baño parecerá mayor.

Con las reformas de cocinas y baños en Martorell puedes colocar todo tipo de espejos en el baño. No pienses mal, ya que este es un gran recurso para crear una sensación de amplitud. La presencia de estos elementos en un espacio pequeño genera en el cerebro la idea de que se encuentra en un lugar más grande. Así, aunque no cuentes con muchos metros cuadrados, creerás que hay muchos más.

Por último, los lavamanos deben ser prácticos y ligeros, olvídate de aquellos que resulten aparatosos. Pero no caigas en un minimalismo excesivo. Un lavamanos suspendido es la clave, al igual que ocultar la cisterna del retrete o prescindir del bidé, un elemento al que muy pocas personas le dan uso. Así, escatimarás unos cuantos centímetros para que el baño sea mucho más espacioso y para que te puedas mover con soltura en su interior.

Como has podido ver, conseguir agrandar un baño pequeño requiere de una buena dosis de maña e imaginación. En Construccions Abrera Martorell te invitamos a contactarnos y a que solicites nuestros servicios. Estaremos encantados de escuchar tus ideas para renovar tu hogar al completo.